Misterioso caimán cojo llegó a la Kennedy

Un caimán cojo fue atrapado en la avenida Kennedy.

Reportero Digital Puerto Rico

Un misterio ha resultado la llegada a un concesionario de automóviles en la avenida Kennedy, en San Juan, la sorpresiva llegada de un caimán cojo de seis pies de largo.

La Oficina de Prensa de la Policía en el Cuartel General informó que el reptil, al que le faltaba una pata, fue capturado por agentes de las Fuerzas Unidas de Rápida Acción (FURA).

“Los agentes Carlos Ortiz y Julio Morales, de la División de Rescate adscritos a FURA lograron la captura de un caimán”, dijo María del Pilar Bon Corujo, portavoz de la citada dependencia estatal. Bon Corujo precisó que el caimán estaba “en la parte posterior del dealer de autos Flag Ship” en el sector Bechara.

La oficial de prensa policiaca, al citar un reporte suscrito por el agente Jesús Babilonia, adscrito a FURA, precisó que “el animal fue entregado al teniente Santiago Pagán, del Departamento de Recurso Naturales (DRNA)” quien junto a personal del Cuerpo de Vigilantes se hicieron cargo del reptil. Las imágenes suministradas por la Policía evidencian que al caimán le falta una pata.

Sin embargo, un experto del DRNA comentó a la prensa que se desconoce si se trata de un defecto congénito del animal o si la perdió en un accidente. No descartó que el golpe con un aspa del motor de algún bote pudo cercenar la extremidad del caimán. Estos reptiles son una especie invasora en Puerto Rico, al igual que las gallinas de palo.

Peritos estiman que pueden atacar si una persona se acerca a una hembra cuyas crías pequeñas estén cerca. En mayo, además del caimán divisado en el sector Bechara, donde ubica el citado negocio de vehículos de motor, residentes del pueblo de San Sebastián divisaron otro reptil de esa especie en un riachuelo de ese pueblo.

Los caimanes y otras especies exóticas suelen ser capturados por personal del DRNA y llevados a un centro de confinamiento en el barrio Cambalache de Arecibo. Luego, pueden se llevados a zoológicos u otras instalaciones fuera de Puerto Rico.